6 dic. 2012

¿Y después del 7D?

 Texto que escribí para un comunicado de la Juventud Guevarista sobre el 7D

¿Y DESPUÉS DEL 7D?
Construyamos una comunicación popular y al servicio del pueblo.

Hace muchos años que, desde el campo popular, venimos luchando por la democratización de los medios de comunicación.
Esto significa dar la batalla para que haya más voces en la televisión, los diarios y las radios.

Cuando se presentó la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual fuimos partícipes de un debate que se dio a nivel nacional sobre el rol de los medios, qué debían ser y en manos de quienes se debían distribuir.
Para nosotros,  más allá de los paneles y foros que el Gobierno propuso,  el debate y la disputa se dieron en la calle.
Fue ahí donde la gente hablaba sobre la ley y las modificaciones que debía hacerse, era en la familia, entre los amigos, en el colegio, la oficina o el bar donde se gestó realmente el debate sobre la ley.

A partir de sancionada la Ley 26.522 o Ley de Medios, el Kirchnerismo profundizó un discurso que venía utilizando desde mediados del 2008: una oposición irreconciliable entre el Gobierno y Clarín, aliados estratégicos anteriormente.
Debemos despolarizar este discurso, herramienta que sirve tanto al Gobierno como al monopolio mediático más grande del país.
Esta aparente oposición sirve a ambos para controlar la agenda política, es decir, lo que se debate constantemente y además, centrar la atención en su disputa, y dejar a la sombra miles de problemas que hay por detrás, y con los que vivimos a diario: problemas ocupacionales, trabajadores en negro y demás.
Es claro que nosotros disputamos a Clarín porque como decía el Che: “Solo caben dos posiciones en la historia, o se está a favor de los monopolios o se está en contra”.
Siempre hemos estado en la vereda de en frente porque los conocemos hace mucho, sabemos que fueron voceros de la dictadura militar, entregaron gente y se enriquecieron mientras miles de compañeros eran torturados y se los hacía desaparecer.
Sabemos, además, que son los representantes de aquellos que saquen y explotan a nuestra gente y nuestro suelo.

La ley de Medios es una ley progresiva, pero hoy en día, se está aplicando de manera regresiva.
Es evidente que la nueva ley es mejor que la dictada en Dictadura, y que profundizó su exclusión luego, durante la democracia (un ejemplo claro fue Néstor Kirchner en 2007 cuando autorizó la fusión entre Cablevisión y Multicanal).
Hoy se habla del 7D, y nosotros, que salimos todos los días a luchar contra los monopolios, y a la vez por la aplicación real de la ley, nos quedan varias preguntas por hacer, como también varias luchas por dar.

¿Por qué a tres años de sancionada una ley que da un paso a favor en la democratización de los medios, sólo se avanza en hacer cumplir un sólo artículo (el 161)?
¿Por qué, una vez más, se deja afuera a toda la comunicación alternativa? Que se hace sin recursos económicos y con el sudor de sus trabajadores.
¿Por qué las comunidades, los pueblos originarios,  etc quedaron afuera de la aplicación de la ley, transformándose únicamente en una desinversión entre privados y un gran reordenamiento empresarial?
Por su lado, el 33% destinado a entidades sin fines de lucro no contempla la realidad de los medios alternativos populares, y pone en la misma bolsa a la CGT y la AFA que los noticieros populares, o la radio que hicieron los pibes de algún barrio.
Los medios comunitarios tienen una lógica completamente opuesta  a la empresarial, se realiza desde todos con una perspectiva abierta, transparente y participativa.
Opuesta a los medios empresarios que responden linealmente a los intereses de su clase, por lo que es imposible y absurdo pedirle los mismos procedimientos y la misma inversión a uno como a otro.

Encontramos, con sus grandes limitaciones, positiva la ley, un pequeño y contundente avance, pero todavía necesitamos avanzar hacia una comunicación del y al servicio del pueblo.
No habrá democracia en los medios si la disputa y repartija queda entre los grandes empresarios.
El 7D es un día fundamental, es verdad, pero al día siguiente debemos seguir luchando por democratizar realmente los medios y el espacio comunicacional.
Esto no es hablar de voces y que los testaferros, familiares, socios y fundaciones fantasmas se distribuyan las acciones, sino que el sistema sea realmente equitativo y democrático.
Luchemos porque los medios alternativos y populares tengan voz, y se escuche fuerte en el país, por medios al servicio del pueblo y contra los monopolios.


Juventud Guevarista Capital: http://jgcapital.wordpress.com/2012/12/06/y-despues-del-7d-comunicado-de-la-juventud-guevarista/
En facebook: http://www.facebook.com/notes/juventud-guevarista-capital/y-despu%C3%A9s-del-7d-comunicado-de-la-juventud-guevarista/513948055296131

No hay comentarios:

Artículos Relacionados

Related Posts with Thumbnails